Fernanda Hansen llevó a su casa el jardín infantil para que su hija no se enferme

La periodista volvió a ejercer tras terminar el proceso de lactancia.

Fernanda Hansen volvió a trabajar en lo suyo y se desempeña con un programa en Radio Universo. La comunicadora fue madre hace un año y siete meses, periodo en el que se mantuvo en casa con Amalia generando apego y dándole papa. Una vez terminado este proceso las ganas de regresar a ejercer la movieron a ingeniárselas para sentirse plena y para que su hija no asista al jardín infantil ¿La solución? Llevar el jardín infantil a la casa.

En conversación con vecinas, Hansen se enteró que existe un servicio de clases particulares para mamás que no quieren que sus niños se enfermen yendo a un establecimiento a diario y exponiéndose a distintos virus.

Varias madres forman un grupo de hasta cuatro menores y en una de sus casas citan a una profesora que les enseña. El costo de dicha organización tiene un valor de 180 mil pesos por mujer y los materiales los lleva la parvularia.

"En mi casa habilité una pieza y solo hay que tener una mesa con cuatro sillas para que los niños hagan sus actividades. Los materiales los traen las profesoras", reveló Hansen a LUN y argumentó sobre sus motivos. "No quería llevarla tan chiquitita a un jardín con 20 niños (...) no quería que se ‘pegara’ enfermedades ni tampoco sacarla de su rutina", dijo.

EN ESTA NOTA