San Valentín a solas: Una cita contigo misma

Velas, globos, un espumante y la mejor cena para compartir con tu ”yo” interno.

Para algunos puede ser un día maravilloso dedicado al amor. Para otros, simplemente, un día más en el calendario… y ¡no! por favor, no me tilden de poco romántica por decirles la verdad amigas mías.

¡Disfrutar en pareja es rico!, pero encontrarte contigo misma, darte ese espacio en la agenda tan copada de mamaderas, reuniones, tacos, marchas, etc, ¡¡¡es riquísimoooo!!! Y por cierto, un logro que urge en nuestra lista de prioridades. Hace un par de días, paseando con una amiga, me di cuenta de lo aterrada que estaba por lo que estaba viendo, (y no era una película de terror precisamente), eran las vitrinas plagadas de mensajes de San Valentín en aquel mall. ¡Si hasta olía a amor!… chocolate, berries y coco everywhere. La presión social está. Y más encima de nosotras de lo que el resto cree.

¡¡¡Pero tranquila!!! Aquí estamos para decirte una vez más y cuantas veces sea necesario lo genial que eres y por qué no debes verte sobrepasada por el bombardeo mediático. No lo hagas, no caigas en el juego. Más bien dale la vuelta positiva a estas instancias para tener una cita, pero, contigo misma.

TEN MUY PRESENTE LO QUE TE VENGO A RECORDAR. NO TE CULPES MÁS, NO ES TU EDAD EL PROBLEMA, NO ES TU CUERPO, NO ES LO QUE DECIDISTE VESTIR. Eres importante, lo más importante de tu propia vida... con o sin pareja ¿lo sabías?, ATESÓRALO.

 A veces confundimos la soltería con la soledad. Y si haces el ejercicio de levantar un poquito la cabeza y verte desde afuera, verás que estás a años luz de vivir sola estos días de “love is in the air”… Simplemente, no lo habías notado ¡No estás sola! y no te culpes…todas estamos aprendiendo desde cero.

Ponerte en primer lugar es el mejor tip que te puedo dar. Entender poco a poco que nuestra sociedad aún no está lista para cobijar nuestra nueva mente. Pero tú sí, porque tienes ese #Power que nos hace brillar cada vez que nos sentimos seguras de nosotras mismas y salimos a comernos el mundo (literal jajaj).

¡Haz tu propio plan! ¡Rodéate de verdaderas amigas y familia! Vuelve a ese lugar que tanto amas. Playa, bosque, el café de la esquina, tu pieza, un rinconcito de la cocina… el que sea. Pon ese playlist que te eriza los pelitos, y llénate de buenas energías. Cuida de ti, cuida tu corazón y alma. Eres maravillosa, fuerte y frágil a la vez. Vivamos el amor, a cada segundo, y que esta fuerza, la más grande del mundo, nos sirva para ser más humanos y menos personas regidas por lo que otros quieren que seamos. Repite conmigo: ¡I wan to be freeeee!


¿Quieres ser parte
de la comunidad AR13?

Inscríbete en nuestro Newsletter y recibe contenido exclusivo sobre tus temas favoritos.

Suscríbete

EN ESTA NOTA