Fer Figueroa habla por primera vez de su embarazo de siete meses

La modelo ocultó durante meses su pancita, dio a conocer sus motivos y nos revela sus planes.

Fer Figueroa tiene siete meses de embarazo y decide hacerlo público recién, de la mano de sus redes sociales y esta entrevista. La modelo tuvo sus motivos: su relación de pareja actual es un tema que deja en el ámbito privado y sus compromisos comerciales como influencer no contemplaban este factor. Mientras no se viera guatita, todo bien.

Pero ya ha pasado tiempo suficiente desde que Fernanda recibió la noticia, luego de haber confundido su embarazo con gastritis debido a los síntomas que experimentó en plena pandemia. “Vomitaba todo lo que comía y yo pensaba que era gastritis y por no querer ir al doctor por la pandemia me medicaba. Tomé Omeprazol hasta que la regla me empezó a llegar rara. Me tomé dos test y ambos salieron positivos”, revela a AR13.

Fernanda no tenía en sus planes la llegada de un hijo, pero la vida le tenía preparada otra cosa. “Pude no haberme enterado. No estaba pensando en tener un bebé ahora, pero estoy feliz. Me estaba cuidando, y la verdad es que la regla me llegaba normal, todo bien, hasta que me empecé a sentir mal. Estuve hasta el cuarto mes con esos síntomas y yo me enteré del embarazo en el tercer mes. No se me notaba, no subí mucho de peso porque todo lo que comía lo vomitaba”, detalla.

Fernanda Figueroa vuelve a hablar de amor

No es fácil para la influencer tener que hacer pública su actual situación sentimental. Y es que hace unos años su romance con el chico reality Joche fue muy expuesto, sumado a que dentro de esa relación no lo estaba pasando bien y era víctima de maltrato psicológico.

Fernanda ya no tiene opciones. Su guatita empieza a crecer y por supuesto sus cientos de seguidores querrán conocer quién es el padre de su bebé después de este anuncio. “Estoy pololeando, hace un año, felizmente con él. Este pololeo lo decidí tener solo para mí, no publicarlo, no exponerlo porque con mis otras relaciones que expuse no me fue muy bien”, recuerda.

“Él no tiene nada que ver con la tele, y no está ni ahí con la tele, ni con mi rubro, ni con absolutamente nada de eso. Él tiene su trabajo aparte y ha sido mucho más sano, mucho más lindo porque la gente no te llena de basura la cabeza. No te manda el típico mensaje “que es feo”, “que es gordo”, “que es chico”, “¿por qué estás con un tipo así?”. Entonces al final eso te va envenenando un poco la cabeza y por eso yo creo que me ha resultado tan bien. Es primera vez que con una pareja todo es tan sano, tan puro”, asegura. De momento Fer prefiere seguir manteniendo en hermetismo la identidad de su pareja, pero está consciente que llegará el día donde lo “mostrará”.

¿Nos cuentas cómo está él con la noticia y cómo se la tomó?

“La verdad es que está chocho. Aparte es mucho más grande que yo, tiene 37 y obvio está muy feliz. Al principio me costó mucho decirle. De hecho fui demasiado cruel y le dije por Whatsapp, porque justo el día que yo me enteré, él había venido a almorzar a mi casa, aún no vivíamos juntos, y a mí no me dio para decírselo, porque me puse muy nerviosa. Encontré que lo más fácil y lo más rápido era escribirle un Whatsapp. Y cuando le dije primero me retó, me dijo que esas noticias no se decían así, y después me dijo “que bacán, felices los tres”, estaba muy feliz. Me dijo que siempre iba a estar para mí y mil cosas cursis. Yo estaba nerviosa porque pensaba “¿qué va a pasar?, ¿lo va a querer tener?”, estaba asustada”.

Fer Figueroa

¿Y la familia?, ¿Cómo tomaron la noticia el “Fantasma” Figueroa y tu madre?

“Aquí se pone un poco más denso. Obviamente al comienzo no lo tomaron muy bien. No porque no me quisieran apoyar, porque mi familia me apoya en todo, ha estado conmigo en los momentos más difíciles, pero ellos son muy a la antigua. El mexicano es muy a la antigua, es muy machista, es muy de que un bebé tiene que venir cuando ya tienes creada una familia, que no puede estar fuera del matrimonio. Nos criaron así. Obviamente no reaccionaron de la mejor forma. A mi papá le cuesta un poco más asimilarlo porque es muy celoso, siempre lo ha sido. Es como que le quitaron a su princesa”.

¿Qué sexo es tu guagüita y ya le tienes nombre?

“Es una niña. Me costó elegirle un nombre porque la verdad es que yo quería que fuera niño, pero obviamente feliz de que sea niña y siempre será bien recibido, lo importante es que sea sano. Aún así siempre pensé que sería niño y ya tenía su nombre y todo. Pero había otra cosa preparada para mí y tuve que cambiar los planes”.

¿Y dentro de esos planes está el compromiso?

“La verdad es que sí era parte de mis sueños casarme y todo por el estilo, pero siento que en verdad ya no es uno de mis anhelos. Si se da la oportunidad, bacán, y si no se da tampoco me molestaría. Quizás mas adelante decida que sí quiero, pero no es algo que yo sienta que necesito y me urge. Mientras estemos los dos juntos, nos apoyemos, mientras siga ese compañerismo, no me interesa mucho un papel que diga que es mi esposo o que está conmigo. Obviamente han cambiado los planes y todo, queríamos viajar, cosas así. Ahora nuestros planes de viajar seguirán, pero con una bebé. Mi vida seguirá normal, obviamente más alterada, pero seguiré haciendo lo mismo y me organizaré para dar lo mejor de mí”.

Imaginamos que supiste la triste noticia de Ingrid Aceitón. De ser así, ¿cómo la tomaste?

“Sí, supe. La verdad me dio mucha pena, me puse a llorar en ese momento porque creo que ella tenía 30 semanas si no me equivoco y yo tengo 27. Entonces estábamos muy cerquita. Me puse muy nerviosa, me puse a llorar porque pensé en que ojalá no me pase eso. Obviamente le mando todas las fuerzas del mundo porque solo las personas que han sido madre o que van a serlo ahora saben lo que es tener una guagüita dentro tuyo y sentirlo todo el tiempo y hablarle y conversar con tu guagüita. Son emociones muy brígidas, entonces el saber que ya no la vas a conocer, que ya no vas a cargarla, ni nada por el estilo, es algo que no tiene consuelo, porque no tiene explicación, entonces me da mucha pena. Ojalá esté bien y le mando todas las fuerzas del mundo y espero que se pueda recuperar de esto”.

¿Le darás un vuelco a tus redes sociales y serás “mom influencer”?

“No quiero cambiar mi estilo. Sí quiero llegar al público que es mamá, pero sé que también me sigue mucha mamá joven. Pero de todas formas seguiré en mi línea de moda, maquillaje y todo eso, pero agregándole un poco mi nuevo estilo de vida. Pero no me quiero enfocar cien por ciento en maternidad, ni en mi hija, quiero que sea todo un conjunto, para que mi perfil no cambie. Quiero que mi rol de madre sea un plus, pero no el enfoque de mi cuenta”.

Fotos: Matías CR

Maquillaje: Camila Flores



EN ESTA NOTA

Descubre la nueva Señal 13E