Meghan Markle y el príncipe Harry se suman al “aislamiento social” por COVID-19

Los duques de Sussex se comprometen con la causa que busca disminuir el riesgo de contagios en todo el mundo.

Luego de finalizar sus últimas obligaciones como ahora ex integrantes activos de la familia real, Meghan Markle y el príncipe Harry finalmente descansan en sus aposentos ubicados en la localidad de Victoria, Columbia Británica.

La pareja decidió confinarse voluntariamente en su hogar junto a su hijo de 10 meses con el fin de ayudar en medio de la crisis sanitaria que afecta al mundo por el COVID-19, según informa US Weekly.

Una fuente cuenta al medio que los duques decidieron sumarse al “aislamiento social” durante dos semana. "Están siguiendo las reglas establecidas por la Organización Mundial de la Salud", agregó el informante.


¿Quieres ser parte
de la comunidad AR13?

Inscríbete en nuestro Newsletter y recibe contenido exclusivo sobre tus temas favoritos.

Suscríbete

EN ESTA NOTA