El último desfile de Karl Lagerfeld para Chanel

En la Semana de la Moda de París, celebridades y súpermodelos lloraron al gran modisto.

Un minuto de silencio en un helado y cubierto de nieve Grand Palais despedía y abría ala vez el inicio de una nueva era para la firma Chanel, que perdió al Káiser de la moda, a Karl Lagerfeld.

La última colección diseñada por Karl se dejó caer en una estación de esquí de un pueblo de los Alpes Franceses en la que la prensa recibió un kit que tenía escrito "el ritmo continúa".

Cara Delevingne abrió el desfile de manera profesional, muy correcta pese a su cercanía con Lagerfeld, y luciendo un enterito de cuadros muy escotado. Encima un abrigo pata de gallo fue el toque de este outfit de la última colección que dio paso a otras 72 creaciones en las que primó el banco y negro, el tejido tweed, abrigos capa, faldas voluminosas, pantalones de cuero y botas acordonadas.

 

En front row destacó la presencia de Anna Wintour e icónicas musas como Claudia Schiffer, Naomi Campbell y Kristen Stewart.

El desfile finalizó con la voz de Karl, proveniente de un material de archivo, una entrevista en la que hablaba de su debut como director creativo de Chanel, en la que manfiestaba lo complejo de asumir tal reto.

Penélope Cruz le puso total sorpresa al espectáculo desfilando en homenaje a Karl con una camelia en su mano, la flor preferida de Coco Chanel y emblema.

Este es el primer evento público de la casa de moda tras el fallecimiento de Lagerfeld y que a su vez marca la llegada de la sucesora Virginie Viard, a quien el Káiser alguna vez describió como su "mano derecha e izquierda".

 

 

EN ESTA NOTA